[Review] DESYNC

106 0

 

Desync es un juego que quiere ser muchas cosas. Quiere tener el sistema de puntaje basado en habilidades de Bulletstorm. Quiere tener movimientos rápidos de correr y disparar de los shooters más viejos como Quake o Unreal Tournament, mientras que tiene una estética parecida a la cibernética temprana de los años 90. Tiene todas estas cosas, pero desafortunadamente ninguna de ellas se unen de una manera que hace a Desync más fuerte.

La forma en que Desync se presentó fue la primera de mis cuestiones. Todo el texto del menú está acosado con falsas líneas (como las de un viejo TV CRT) y falsos glitches de pantalla que hace que sea difícil de leer o incluso enfocar durante largos períodos de tiempo. Desync ni siquiera tiene menús tradicionales más allá de los ajustes. A diferencia de la mayoría de los juegos en los que se te presenta una lista de niveles para elegir, Desync elige tenerte en una base con varias computadoras interactivas. Para elegir un nivel hay un orbe giratorio masivo que debes hacer clic, arrastrar y girar para encontrar el nivel deseado.

Si suena complicado, lo es y no termina ahí. Puedes mejorar tus habilidades ofensivas y defensivas y equipar sidearms, pero de nuevo, es todo con estas computadoras interactivas que podría haber sido tan fácil de hacer con un menú de lista. Esto no sería tan malo si Desync no estuviera tan empapado en su propia estética, porque incluso algunas de las frases llegan a cansar. Utiliza frases como “secuencias” y “sincronizaciones” con tanta frecuencia que comienzan a perder todo significado.

El combate en Desync no es nada espectacular, pero disparar, esquivar, y saltar todos se sienten como deberían. El problema viene cuando desbloqueas armas secundarias. Todo el juego se controla con el teclado y el ratón, por lo que el movimiento está vinculado a WASD, mientras que las acciones de las armas secundarias están vinculadas a Q y E. Las acciones pueden ser configuradas en otras teclas, pero eso significa que tendría que dejar de moverte en algún momento para usarlos, y  nunca vas a querer dejar de moverte. Los enemigos vienen rápidos y furiosos (Buuu mal chiste), y una vez que están encima de ti es muy difícil alejarse.

No ayuda que a menos que consigas un golpe directo en ellos, todos ellos se sienten como esponjas de balas. Especialmente los enemigos más grandes, que no sólo son más fuertes que los más pequeños, sino también mucho más rápidos en movimiento y velocidad de ataque. En un momento dado fui perseguido por cinco enemigos que podían moverse más rápido de lo que podía disparar, correr más rápido que yo, saltar más y más, y podrían matarme en cuestión de dos ataques.

Desync es extremadamente difícil, a menudo hasta el punto de ser injusto. Podrias pensar que son lo impredecibles que son los patrones enemigos, pero ni siquiera es eso. Los enemigos son demasiado fuertes para este estilo de juego de ritmo rápido. Tener que dar vueltas alrededor de una habitación mientras corría hacia atrás, disparando, y mirando hacia atrás para asegurarme de que no habían otros enemigos cerca, y también estar en busca de las trampas se requiere demasiado de un jugador. Se supone que las trampas se utilizan para las secuencias antes mencionadas. Las secuencias de ataque son lo que este juego se refiere a movimientos especiales o combos, como dispararles y enviarlos a las paredes con espinas y volarlos en mil pedazos. En teoría, se supone que debes ser capaz de disparar a los enemigos hacia ellos, pero de nuevo, el juego se mueve tan rápido que tratar de alinear un tiro resultó ser molesto. Me encontré cayendo en más trampas yo que los enemigos.

Una banda sonora sobresaliente en sintetizadores, mientras que es decente al principio, rápidamente se convierte en zumbido repetitivo con la frecuencia con la que morirás. Desync no hace un ciclo a través de pistas, sino que asigna una a cada nivel. Después de dos minutos del mismo golpe bajo, estaba listo para escuchar cualquier otra cosa. Una vez más, la estética, aunque intrigante al principio, es en última instancia sin interés. Nivel de diseño se siente como los mismos cuartos de color púrpura una y otra vez con los enemigos que no se parecen mucho a nada más allá de bordes irregulares. Incluso los diseños de armas parecen hechas de desordenados polígonos.

Quería que Desync fuera bueno. Soy fan de los juegos que en realidad prueban tus reflejos y tenacidad, pero mucho de este título sólo se siente injusto. cuando eres realmente capaz de conseguir un combo, es divertido. En última instancia, esos momentos son muy pocos y distantes entre sí. Tal vez con algunas mejoras o arreglos a la dificultad y la velocidad de los enemigos, volveré a Desync. Por ahora sólo me quedo con los juegos que hacen todo lo que Desync trata de hacer con mejores resultados, como Bulletstorm o Doom.

 

6.7
Graficos 7
Banda Sonora 7.5
Jugabilidad 5.5
Regular

DESYNC deja mucho que desear en general pero en donde más resaltan estos fallos es en el sistema para actualizar las armas y el personaje que la mayoría de las veces terminan en el desánimo y la frustración que siente cuando una vez más terminas víctima de un enemigo que apareció sin aviso a tus espaldas.

  • Desempeño Excelente
  • Cero Bugs o glitches
  • Dificultad Absurda
  • Soundtrack repetitivo
  • Niveles repetitivos
What's your rating?
0 Users rating based on 0 votes

Sobre el Autor



Nintendo Nerd, Blizzard fanboy, Pokemon Master, i don't wanna lie but i don't wanna tell you the truth...