Compartir

Todos hemos leído y visto mil veces fotos y eventos multitudinarios del país asiático relacionados con los eventos del mundo gamer. Las grandes compañias largan todas sus cartas en Japón, y llenan de merchandising las calles, los juegos son más baratos, y sin dudas la cantidad de cosas que podés cruzarte allí son inimaginables.
Sin embargo, ¿esto es así?. Hace unos pocos días llegué del pais del sol naciente – en el cual también cubrimos varios eventos en vivo para nuestra fan page de Facebook – y puedo darte una mirada sobre la verdad que tanto nos intriga.

El SEGA FES 2018 fué llevado a cabo en el edificio Belle Salle.

Lo primero que observamos dentro de los barrios japoneses es que la tecnología no es de punta, no es un pais en donde todo sea novedoso. Los mayores entretenimientos allá siguen siendo los clásicos “fichines” en las gigantes tiendas de SEGA que podemos encontrar en Akihabara. Japón tiene una fascinación por los fichines de todo tipo en donde puedan gastar sus monedas, desde el KOF hasta las maquinas para sacar peluches (o figuras de waifus semi desnudas, para los más morbosos). Literalmente los barrios más populares están llenos de estas máquinas que nos harán perder dinero muy rápidamente.
¿Lo más extraño?, lo que más me llamó la atención es que hay juegos RPG en donde pueden crear su usuario y disfrutar de horas y horas leveleando su personaje, y cuando se queden sin monedas, guardar y volver en otro momento. Una especie de ciber en un fichín, impresionante.

El segundo día pudimos cubrir el SEGA FES 2018, en Akihabara, que a pesar de que no es el barrio más tecnológico de Japón, si es el más gamer (y no el más kawaii como muchos piensan, realmente los cosplayers no aparecieron en mis casi 5 visitas a este lugar). Akiba está rodeado de tiendas de regalos, de partes de computadoras, videojuegos viejos, pero por sobretodo es un lugar en donde podés encontrar muchas joyas gamer a muy buenos precios si sabés buscar (encontré el steelbook de F.F. XV a 20 dólares por ejemplo).
SEGA está muy definido en esta ciudad, con 2 o 3 grandes edificios en donde las maquinitas de todo tipo no se hacen esperar, las promotoras japonesas en las puertas de los negocios te invitan a ingresar y a disfrutar de tantas luces y ruidos. Sin embargo otros sistemas como Xbox no tienen casi lugar en las estanterías de videojuegos.

Playstation y Nintendo en cambio si, los títulos de estas consolas son vendidos a montones e incluso algunas ediciones exclusivas de Japón pueden ser encontradas con un poco de esmero.

 

En Akihabara reinan las tiendas llenas de objetos electronicos de bajos precios.

Luego de varios días de disfrutar varias ciudades, me seguía costando encontrar un lugar de gran tecnología gamer, en donde podamos disfrutar de consolas nuevas y juegos a precios ridículos como lo imaginamos. Si es cierto que las cosas usadas son extremadamente baratas, pero los nippones saben lo que venden, y aunque puedas encontrar algún tesoro, la mayoría de las cosas se venden a un precio normal y hasta de coleccionista.
Lo que si hay que remarcar es que es un país en donde podés conseguir todo, la variedad es increible y si en tu tienda más cercana no está ese juego que salió el año pasado, ahí book off entrará a romper ese esquema imposible.
Book off es nuestro paraiso, el paraiso freak. Allí todos los productos son usados en excelente estado, y algunas veces los precios rozan el regalo. La mayoría de estos negocios están en todas las ciudades, y encontrarán desde DVD’S originales, manga y juegos de absolutamente todas las consolas. Sin embargo no son juegos nuevos, es muy dificil encontrar el último título de Switch en oferta, y eso nos devuelve a la realidad de que Japón es el pais en donde nacen muchísimos títulos, y eso no significa que sea “barato”.

La variedad es algo que volvemos a repetir. Los gashapones, ubicados en casi todas partes, nos traen regalos por 3 o 4 dólares en forma de bola sorpresa, y es tan impresionante la cantidad de productos que podemos encontrar que hay desde llaveros de Dragon Ball, Splatoon, Kirby, Final Fantasy y hasta huevos fritos (si, huevos fritos en forma de llavero).

“Electric Town”, la ciudad en donde encontrar todo es posible.

Japón no es lo que esperabamos hasta ahora, ¿tecnología de punta en todas las esquinas?, no. ¿Banners gigantes de los últimos títulos por todos lados?, tampoco. Sin embargo, ¿qué es lo que hace de Japón un pais gamer?. Creo que es muy importante aclarar que los japoneses tienen un sueldo de 1600 dólares como base, y pueden darse los gustos otakus si lo desean. Además la edad no es un síntoma de que “se terminó mi mejor edad”, es muy común ver señores de traje y corbata leyendo manga o con su 3ds en el tren. La extensa población también es un importante factor a la hora de vender juegos, y más con el dato anterior que tener 60 años no es un imperativo para ir a comprar tu juego favorito a cualquier tienda.

Como último dato, es importante remarcar que si hay tiendas especializadas en ciertas franquicias que a los jugadores nos apasionan. Square Enix por ejemplo tiene un café en donde podemos comprar muchas cosas de nuestros juegos favoritos, llaveros, tazas, figuras, etc. Y otros muy populares como Final Fantasy tienen sus espacios exclusivamente dedicados (como Eorzea Café en Ginza o las atracciones en Universal Studios en Osaka).
Sin embargo, Japón es un pais más tradicional. La verdad es que pisando suelo nipón, uno puede darse cuenta que a pesar de que el mundo gaming si está presente, no es avasallante a nuestros ojos como pensariamos o como nos han vendido. Pero esto cambia para los amantes del animé y el manga, ya que podemos encontrar nuestros personajes favoritos en casi cualquier esquina. Pero eso lo dejamos para otro post.