Compartir
Phil Harrison de Microsoft considera que es demasiado pronto para llegar a ninguna conclusión sobre la guerra entre los dos contendientes más destacados de la nueva generación de consolas. En una entrevista con Venture Beat el vicepresidente corporativo de Microsoft ha asegurado que la inercia ganada con el lanzamiento de Titanfall podría ser determinante a largo plazo para contrarrestar las buenas cifras de la plataforma de Sony.

“Llevamos 120 días en el ciclo de vida de nuestra plataforma. Vosotros sabéis mejor que nadie que esto es un maratón y no un sprint”, comenta Harrison. “Estamos contentos con nuestro plan. Estamos contentos con el rendimiento de nuestras franquicias y colaboraciones clave, especialmente con Titanfall durante las últimas semanas”.

“Las cosas están yendo genial. Es el lanzamiento más rápido y más exitoso de nuestra historia. Titanfall está rompiendo puertas, literal y figurativamente. Un alto nivel de disfrute que es la prueba de que los usuarios no solo compran una Xbox One, sino que la utilizan para divertirse. Más que cinco horas de media por usuario, lo cual es increíble”.

Harrison no solo se ha referido al título de Respawn que casi ha duplicado las ventas de Xbox One en Reino Unido, sino que ha adelantado un “catálogo fantástico” que se revelará del E3 en adelante. “Tenemos un montón de grandes sorpresas por mostrar”. El vicepresidente también se ha referido al periférico Kinect, asegurando que algunas de las sorpresas que Microsoft tiene reservadas a sus fans se centrarán en el dispositivo que acompaña a cada Xbox One.

“Tenemos un gran número de ejemplos donde los desarrolladores utilizan Kinect de formas impactantes para mejorar su diseño de juego, ya sea con activación de voz como en el juego de Capybara, o como en FRU, [que] utiliza tu sombra para crear una versión alternativa del mundo de juego revelando partes según te mueves. Es muy ingenioso”.

Fuente: Venture Beat
traduccion EOL